Una luz de esperanza para comunidades indígenas del territorio Tuahka de Rosita

A partir del otorgamiento de personalidad jurídica de la Fundación Tuahka Takaln en el año 2016, se fundamenta en que por cuanto en Nicaragua los ciudadanos tienen derecho de constituirse en organizaciones con el fin de lograr la realización de sus aspiraciones según sus propios intereses y porque está Fundación es importante para el desarrollo social integral de las comunidades de la cuenca del río Bambana – Prinzapolka en este Municipio de Rosita, en la Región Autónoma de la Costa Caribe Norte.

Dicha Fundación, siendo concebible por parte de la asamblea nacional como la máxima autoridad de nuestro país, se ha venido promoviendo, proponiendo, gestionando, impulsando, desarrollando y cogestionando programas y proyectos para el desarrollo integral de las familias y comunidades que integran al pueblo tuanka mayangna, así como miskitus y creoles que habitan en esta zona costera.

Para el maestro Neddy Ismail Johnson, presidente de la Fundación Tuahka Takaln, es muy importante trabajar y contribuir al desarrollo de las comunidades indígenas y pueblos originarios, articulando esfuerzos desde la región, nación y con el apoyo de organismos donantes.

«Nuestra fundación agradece al Gobierno de Nicaragua, ya que contamos con una personería jurídica, nuestro numero perpetuo es 6535, mismo que fue aprobado en la Asamblea Nacional, de tal manera que reconocemos a las ONG`S que trabajan con nosotros y otras que quieran sumarse para contribuir en el desarrollo de nuestras comunidades indígenas que fueron severamente golpeadas por los recientes fenómenos naturales ETA/IOTA» manifestó Ismail.

Comunitarios gratificados con proyectos

Esta fundación trabaja con proyectos de producción y forestal, en el cual se está dotando y facilitando con semillas de maíz en la época de primera, frijoles en la época de apante, también se trabaja en viveros forestales y cultivo de cacao, beneficiando a las familias de las comunidades de Wasakin, Kuyusbin, Walangwas, Kubaswas, Walpatara, pero también incluye comunidades mestizas que están dentro del territorio, tales como; Malaita, Llano Sur, Supadin, Walangwas Sector Los Pinos.

Nidia Fenly Martínez, una mujer indígena de la etnia Sumu – Mayangna y madre soltera, dijo sentirse satisfecha de estar trabajando en el proyecto establecimiento de viveros «este trabajo es muy importante, porque así vamos a dejar un mejor futuro a nuestros hijos, ya que los huracanes arrasaron con lo que quedaba de nuestros bosques y esto nos va permitir volver a reforestar esas aéreas que fueron destruidas» expreso.

De la misma manera, Filemón Martínez, dijo que contar con la Fundación Tuahka Takaln y el apoyo de la cooperación  Alemana y demás cooperantes ha sido una bendición para las comunidades indígenas.

«Nos sentimos contentos, ya que sabemos que tenemos el apoyo de la fundación y los cooperantes especialmente quienes están brindando su mano, para que nosotros podamos salir adelante como familias indígenas» reconoció Martínez.

Últimamente el Ingeniero Ronny Ismail Dolores, secretario de dicha fundación, explico que en estos proyectos forestales y de cultivos de cacao existe un compromiso con la cooperación Alemana de acompañar y darle seguimiento a los mimos (proyectos) para que se vean excelentes resultados y contribuir en el mejoramiento del ecosistema forestal y sistemas productivos, para garantizar la seguridad alimentaria de las comunidades indígenas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *